Paco Herrera: “Hablaré con Villar para hacerle ver que es importante”

El técnico del Real Valladolid explicó que está algo preocupado por el cambio de entrenador en el CD Mirandés, ya que no sabe como jugarán. Asimismo, tildó este encuentro y el siguiente como “finales”

 

Paco Herrera || Foto: Real Valladolid

Durante la temporada hay tres cuatro partidos, depende de las circunstancias, que se deben considerar finales, partidos de play-off, ir con la mentalidad de que si pierdo me quedo fuera. Este es uno de ellos y el próximo también. Si ganamos los dos partidos que nos quedan antes del final del año nos engancharíamos definitivamente”. 

Así de tajante se mostró este viernes en rueda de prensa Paco Herrera sobre la importancia de los dos próximos envites ligueros. Dentro de esta serie de finales, el técnico nacido en Barcelona aclaró que solo quería centrarse en el partido contra el Mirandés porque ganar supondría “avanzar en madurez y volver a meterse en esas posiciones [altas]”.

Enfrente, el Real Valladolid se encontrará con un equipo aún por descubrir ya que Carlos Terrazas fue despedido la pasada semana. En su lugar estará en el banquillo visitante un clásico de la categoría como es Claudio Barragán. “Esta semana no se que pasará, porque ellos también pueden salir con cuatro jugadores por dentro. Tienen a Eguarás a Hervás a Rúper… jugadores que saben jugar al fútbol, y a ellos se les puede unir Mikel Mesa, pese a ser un jugador más ofensivo. Pueden jugar con cuatro jugadores de tener mucho la pelota”, dijo expectante.

“Necesito un poco de información. Aunque me gustaría seguir conservando la posesión”, comentó un Paco Herrera que hizo toda una declaración de intenciones, asegurando que pese a que al equipo le sienta bien estar juntos atrás y salir rápidos, a él eso no le gusta y prefiere dominar la posesión. “Es la mejor defensa”, aseveró.

Esa información que le falta al mister del Real Valladolid no es por falta de trabajo porque, tal y como explicó en rueda de prensa, él tenía bien estudiado su forma de jugar con ese peculiar 3-3-1-3. “Con Barragán pueden optar por un 4-3-3 o por un 4-2-3-1, el dibujo puede cambiar mucho, pero la llegada de un nuevo entrenador también hace que los jugadores abran más los ojos y escuchen más. Estarán más concentrados en ataque y en defensa”, argumentó respecto a este inconveniente.

El preparador también se refirió a tres nombres propios: Jordán, Mata y Villar. El primero de ellos, tras pasar un partido y medio fuera del once, volvió a ser importante en Mallorca. En referencia a su actuación en Mallorca, explicó que pasada fue “el jugador que más rendimiento dio”. También restó importancia a que fuese el jugador señalado cuando las cosas no funcionaban: “Joan para nosotros es un futbolista muy importante y lo esta demostrando.

En su opinión, “se lo pudo tomar como un ‘o te pones las pilas o no juegas’, pero en verdad fue porque buscaba algo distinto”, se justificó el entrenador pacense que también manifestó que puede estar “siendo injusto” con jugadores como Sergio Marcos porque “lo está haciendo muy bien” y porque lo justo es que haya rotaciones en esa posición.

Otro de los nombres propios fue el de Mata. El delantero madrileño es la única duda que parece tener un Paco Herrera que no quiso explicar si, de jugar, lo haría en la punta de ataque o en banda. Y es que tampoco quiso dar demasiadas facilidades al rival, ni sobre su eventual puesto ni sobre quién podría ser el sacrificado.

El último de los protagonistas fue Juan Villar. El Diario AS desvelaba hace un par de días que el Leganés podría estar muy interesado en ficharle antes incluso de que se abra el mercado invernal y para sustituir al lesionado Robert Ibáñez, que se perderá lo que queda de temporada. Como son solo rumores, el director técnico se desmarcó del tema, aunque sí se refirió al onubense.

“Tengo que hablar con él. Hablaré con el para hacerle ver lo importante que es para nosotros pese a que le esté cambiando cuando faltan quince o veinte minutos, porque creo que le falta un poco de ritmo”, expresó Paco Herrera, que ahondó un poco más en la situación que vive Villar esta temporada. “Estas semana de lesión que ha tenido le han parado un poco: “Le veo mucho mejor, para que pueda tener sus noventa minutos. Es un jugador que por su forma de jugar y de ver las cosas que necesita que el entrenador hable con él para que se centre”.

Aunque la enfermería está vacía, Rafa, tal y como explicó Herrera, tiene complicado entrar en la convocatoria porque le gusta dar una semana extra a la recuperación de las lesiones musculares. Por otro lado, Becerra, que en el entrenamiento de ayer salió tocado, parece que sí que podrá jugar el domingo contra el Mirandés. “Fue un susto que a mi también me ha tenido un poco preocupado. Fue una torcedura en la rodilla, pero parece que ya está bien“, concluyó.

Sobre Juan Galván

Redactor de Blanquivioletas. Sígueme en: @juangalvan_14.